Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 29 de diciembre de 2011

Amigos (1)

Después de tanto tiempo, empiezas a pensar en pasar de esa gente. Llega un momento en que, sin quererlo te das cuenta que esa gente no te corresponde.
Después de tanto tiempo preocupándote casi a diario por ellos. Demostrándoles tu aprecio. Dedicándoles una sonrisa que nunca fue correspondida. Intentando animarles en sus peores momentos.
Después de todo eso, llega un punto en que te cansas, y cuando crees que la amistad va a seguir durante mucho tiempo, empiezan a pasar de ti. A dejar de dirigirte la palabra. A prometer llamadas que nunca serían oídas.
Después de todo el tiempo que sacrificas para que la relación siga adelante y no se quede en un simple: te conocí durante dos días y ya se me ha olvidado tu cara.
Después de todo esto, empiezas a preguntarte si mereció la pena: a veces piensas que sí, porque aunque sea poco, siempre tuviste la ilusión de que la relación siguiera floreciendo o que simplemente fluyera como el río que no detiene su caudal; pero en otras ocasiones -y estas son las peores-, piensas que todo lo que has hecho para que funcionase no ha servido para nada, y que nada tendría sentido si tú no hubieras puesto tanto interés.

No hay comentarios:

Publicar un comentario